Preparación y respuesta ante incidentes alimentarios | European Food Safety Authority Pasar al contenido principal

Preparación y respuesta ante incidentes alimentarios

La UE cuenta con una de las normas sobre la seguridad de los alimentos y los piensos más rigurosas del mundo para proteger a los consumidores, los animales, las plantas y el medio ambiente. A pesar de ello, todos los años se notifican incidentes relacionados con la seguridad de los alimentos y los piensos cuando los productos o ingredientes en los alimentos y piensos no cumplen estas normas y pueden suponer un riesgo para la salud de los consumidores. Incidentes como estos son a veces consecuencia del fraude alimentario, de controles inadecuados o simplemente de accidentes o acontecimientos naturales difíciles de controlar.

En la UE existe un sólido sistema para notificar, prepararse y responder a incidentes potenciales de seguridad de los alimentos y los piensos. Este sistema está coordinado a nivel de la UE por la Comisión Europea en estrecha colaboración con las autoridades nacionales y con el apoyo de la EFSA.

Hitos

2019 La EFSA actualiza sus procedimientos para responder a las necesidades de asesoramiento urgente.

2019 La Comisión Europea publica el plan general actualizado de gestión de crisis en el ámbito de la seguridad de los alimentos y los piensos.

2019 Los científicos de la EFSA lanzan un nuevo instrumento para la evaluación de los riesgos para la salud pública derivados de contaminantes químicos en alimentos notificados a través del RASFF.

2015 Un nuevo conjunto de herramientas desarrollado por la EFSA con sus socios de los Estados miembros en la Red de Expertos en Comunicación incluye un manual de mejores prácticas y listas de comprobación para la comunicación de crisis.

2013 La EFSA pone en marcha una nueva estrategia de formación plurianual sobre preparación ante crisis.

2011 La EFSA determina la fuente de los brotes de E. coli O104:H4 en Alemania y Francia y sigue con recomendaciones para proteger a los consumidores.

2009 Se publican los primeros procedimientos de solicitud urgente de la EFSA.

2008 La EFSA responde a la solicitud urgente de la Comisión a propósito de la presencia de dioxinas en el ganado porcino irlandés.

2008 La EFSA ofrece asesoramiento urgente sobre la melamina de los alimentos compuestos procedentes de China.

Papel

La EFSA participa tanto en la preparación como en la respuesta en caso de incidente o crisis de seguridad de los alimentos o los piensos. Preparación significa desarrollo, pruebas y mantenimiento de estructuras, procedimientos y mecanismos de respuesta urgente para su utilización en situaciones de crisis o incidente. La respuesta abarca todas las actividades científicas y de comunicación requeridas durante un incidente o crisis de seguridad alimentaria.

Preparación

La EFSA ha desarrollado procedimientos para responder a las solicitudes de asesoramiento urgentes que proporcionan orientación sobre la identificación de situaciones de urgencia, definen los niveles de respuesta, explican cómo se activan las estructuras de asesoramiento urgentes, qué pasos deben seguirse, quién son los actores y sus tareas. Estos procedimientos se revisan y, si es necesario, se actualizan cada dos años, reflejando la experiencia adquirida en la gestión y formación de respuesta urgente. Cada año se lleva a cabo al menos un ejercicio de formación con simulación de las condiciones del incidente/la crisis y la participación de la Comisión Europea, la EFSA y las autoridades nacionales.

Respuesta

La mayoría de los incidentes relativos a la seguridad alimentaria en la UE son gestionados a nivel nacional por las autoridades locales de seguridad alimentaria. La EFSA puede intervenir si se produce un incidente o una crisis en varios países y a petición de la Comisión Europea o de una autoridad nacional de seguridad alimentaria.

Las actividades principales realizadas por la EFSA en caso de incidente o crisis en varios países son evaluaciones del riesgo rápidas. Un incidente que requiere una respuesta rápida suele surgir cuando el riesgo potencial derivado de los alimentos y los piensos ha causado o es posible que cause una preocupación generalizada entre los consumidores, los agricultores u otras partes interesadas con un interés directo en la producción, el suministro o la utilización de los alimentos, y la naturaleza exacta del riesgo no parece evidente de forma inmediata o el impacto es potencialmente elevado. También puede ser necesaria una respuesta rápida cuando una cuestión está relacionada con un elevado nivel de interés o preocupación reales o potenciales del público y cuando la reputación de la EFSA puede estar en peligro. Debido a las limitaciones de tiempo, la evaluación científica que la EFSA proporciona en tales casos no siempre conlleva una evaluación del riesgo completa.

Durante los incidentes o las crisis, la EFSA apoya la coordinación y la gestión de las «comunicaciones de crisis» con sus socios de la Comisión Europea y los Estados miembros de la UE. La Red de Expertos en Comunicación de la EFSA desarrolló procedimientos y herramientas para su utilización en estas situaciones.

Marco de la UE

El Tratado de Lisboa solicitó a la Comisión Europea que apoyara, coordinara o complementara las acciones de los Estados miembros de la UE en el ámbito de la protección y mejora de la salud humana, incluida la lucha contra las amenazas transfronterizas graves.

En 2002, la legislación alimentaria general (Reglamento (CE) n.o 178/2002) estableció el sistema de seguridad alimentaria de la UE y la EFSA, y también creó el sistema de gestión de crisis en el ámbito de la seguridad de los alimentos y los piensos. El artículo 50 del Reglamento hace referencia al Sistema de Alerta Rápida para Alimentos y Piensos (RASFF) y los artículos 53 y 54 establecen los procedimientos para las medidas de emergencia. El artículo 55 establece el requisito de un plan general para la gestión de crisis, que fue aplicado por primera vez por la Comisión mediante la Decisión 2004/478/CEE y recientemente actualizado por la Decisión UE 2019/300, teniendo en cuenta la experiencia adquirida en la gestión de los incidentes y crisis alimentarias en los años intermedios. Asimismo, el Reglamento (UE) n.o 2017/625 establece disposiciones para los controles oficiales en caso de crisis alimentaria, incluida la elaboración de planes de contingencia a nivel nacional.

Respuesta urgente

Un incidente de seguridad para alimentos o piensos a nivel europeo se considera urgente si se cumplen dos o más de los siguientes criterios:

  • El riesgo para la salud pública es alto (enfermedad grave o muerte)
  • La magnitud del incidente es grande o puede llegar a serlo (el número de productos, países o personas afectadas es elevado)
  • El incidente se ha producido, o se cree que se ha producido, como consecuencia de un acto de terrorismo
  • Existe un nivel elevado, o potencialmente elevado, de interés de los medios de comunicación o de preocupación pública (incluidos los riesgos percibidos)
  • Los grupos vulnerables de la población, por ejemplo los lactantes o las personas de edad avanzada, se verán o pueden resultar desproporcionadamente afectados
  • La fuente del problema es desconocida o difícil de identificar
  • El incidente tiene un grave impacto potencial en el funcionamiento del mercado interior
  • Hay desacuerdo en las acciones entre los Estados miembros
  • Se puede dañar la reputación institucional.

Sistema de alerta rápida para alimentos y piensos (RASFF)

El RASFF (el Sistema de alerta rápida para alimentos y piensos) es una herramienta clave para permitir el flujo de información y una reacción rápida cuando se detectan riesgos para la salud pública en la cadena alimentaria.

Creado en 1979, el RASFF posibilita el intercambio eficiente de información entre sus miembros (autoridades nacionales de seguridad alimentaria de los Estados miembros de la UE), la Comisión, la EFSA, la ESA (el Órgano de Vigilancia de la EFSA), Noruega, Liechtenstein, Islandia y Suiza. Presta un servicio permanente para garantizar que las notificaciones urgentes se envíen, reciban y respondan de forma colectiva y eficiente. Gracias al RASFF, se han evitado numerosos riesgos para la seguridad alimentaria antes de que pudieran convertirse en perjudiciales para los consumidores europeos.

La información vital que se intercambia a través del RASFF puede dar lugar a la retirada de productos del mercado. Como sistema sólido que ha madurado a lo largo de los años, el RASFF continúa demostrando su valor para garantizar la seguridad alimentaria en la UE y fuera de ella.

Publicado

See all